Fénix Azul

Desarrollo de sitios web

Nos especializamos en WordPress

Fénix Azul

Desarrollo de sitios web

Nos especializamos en WordPress

Glosario

Glosario
08/05/2018 Tutoriales

Creamos este glosario para que, en sencillas palabras, puedas entender el vocabulario usado en el diseño y desarrollo web. Con esta información vas a poder comprender mejor los distintos conceptos que vamos a introducir en todo el proceso de trabajo.

Bases de datos

Es una gran planilla en donde se almacena información de cualquier tipo para luego ser procesada, filtrada, comparada, combinada y presentada en un sitio web. Imaginate una base de datos como gigantesco cuadro comparativo; o una gran planilla de cálculos en el que vas completando, modificando o quitando datos en filas y columnas. La base de datos ayuda a procesar toda esa maraña de información para presentarla de la forma en que necesites.

CSS (Cascading Style Sheets)

Es el lenguaje de programación para sitios web que se limita a dar apariencia al sitio. Es el complemento necesario del lenguaje HTML. Un ejemplo aclarará la complementariedad de ambos: Mediante HTML determinados que habrá un párrafo de texto que tendrá determinada oración de contenido. Mediante CSS establecemos que ese párrafo tendrá tal tipografía, de tal tamaño, con determinado interlineado; y que estará rodeando de un borde punteando, de tal color que al posarse con el mouse con cambiará de color.

Desarrollo

El desarrollo –es decir, a lo que nos dedicamos en Fénix Azul– es el trabajo de mano de obra que consiste, por ejemplo en la instalación de WordPress en el servidor de hosting previamente contratado mediante nuestro asesoramiento; en la configuración correcta del mismo, en la instalación y configuración de los plugins necesarios; en el asesoramiento para la selección del theme; instalación del mismo y adaptación. Además, comprende tareas post-venta; como el seguimiento de su correcto funcionamiento; mantenimiento del mismo. Desde ya, es un trabajo que tiene un costo; cuyo precio dependerá de muchos factores que pueden consultar aquí mismo.

DNS (Domain Name Server)

Es el acrónimo de Domain Name Server, o servidor de nombre de dominio. Es un dato técnico (un numero; una dirección web) vincula el dominio registrado con el hosting contratado. Éste hosting contratado debe proveerte sus DNS como parte de su plan. La lógica es la siguiente: cuando alguien entra a una web con –por ejemplo- una dirección ejemplo.com; el visitante es direccionado a un servidor de hosting previamente contratado en donde está alojada esa página web. ¿Pero cómo es posible que sea direccionado a ese servidor de hosting y no a otro de los miles que existen? Porque al momento de registrar el dominio; tuvimos que establecer que ese sitio web estará alojado en ese servidor mediante la especificación de estos DNS.

Dominio

Es la dirección que tendrá tu página web y a su vez su título de propiedad. Quien tenga a su nombre un dominio se considera que es dueño de él y tiene derecho a usar todo tipo de servicio vinculado a él. Quien –por ejemplo- tiene registrado a su nombre el dominio minombre.com tiene derecho de usar con exclusividad el sitio web con esa dirección; las direcciones de mail del tipo @minombre.com; etc. Además, será civil y penalmente responsable de todo acto relacionado con el uso de ese dominio, sea este lícito (puedo transferir la titularidad si este dominio se valoriza); o ilícito (Ej: seré responsable si desde esta dirección de venden sustancias prohibidas).

Los dominios se registran pagando por ello un arancel anual que pueden renovarse indefinidamente. El procedimiento de registro, requisitos y costos del mismo varía dependiendo del tipo de dominio (.com; .com.ar; .ar; .net). La elección del dominio adecuado para el sitio web es un aspecto crítico, porque con ese nombre vas a ser reconocido en el ecosistema web. En Fénix Azul te vamos a asesorar para que elijas el mejor nombre de dominio.

FTP (Files transfer protocol)

Es un protocolo (un mecanismo de comunicación entre dos computadoras) que permite “subir” archivos al servidor de hosting para publicar el sitio web. También permite el proceso inverso, de descarga de archivos. Este servicio lo proveen los webhosting y son necesarios para poder acceder a ese servidor y cargar modificaciones en el sitio.

Hosting / Webhostig

Es el servidor que hay que contratar a los fines de dar alojamiento a tu sitio web. Un servidor es una computadora especial y muy potente que presta un servicio determinado; en este caso, hacer las veces de “terreno” sobre el cual se va a edificar tu sitio web. El hosting es uno de los responsables de que tu sitio web funcione correctamente. Te brinda varios servicios; como, por ejemplo, cuentas de email, base de datos, accesos seguros. Es fundamental que tenga disponibles las tecnologías necesarias con las que se desarrollarán tu sitio web; y es fundamental que de un buen soporte técnico.

Habitualmente se contrata mediante planes anuales; y los precios son muy variables dependiendo de la calidad del servicio y las prestaciones que cada uno ofrece. En Fénix Azul te vamos a asesorar sobre la mejor opción ponderando la relación costo-beneficio.

HTML (HyperText Markup Language)

Es el lenguaje de programación (en realidad, de marcado) con el que se estructuran los sitios web. Con el lenguaje HTML se arma la maqueta del mismo, separando las partes (encabezado, pie, menues, barras laterales, títulos, párrafos, etc). Por sí solo es bastante limitado, en el sentido de que sólo permite la construcción de sitios web estáticos, fijos; al que sólo se le puede cargar información manualmente. Se va a requerir de un desarrollo en HTML y otro lenguaje de programación (PHP) para que el sitio web tenga algunas funciones automatizadas. El lenguaje HTML es por sí incoloro; es decir, sirve para crear el esqueleto del sitio; recurriéndose al lenguaje CSS para darle formato, diseño, apariencia.

PHP (Hypertext Preprocessor)

Es un lenguaje de programación muy usando en el desarrollo de sitios web. Permite la creación de páginas dinámicas; destinadas a modificar y alternar su información. Además, permite automatizar procesos, programando funciones para que se ejecuten según se las necesite. Por ejemplo; a través del lenguaje PHP podemos lograr que al hacer click en el botón ENVIAR de un formulario, éste llegue por mail al destinatario; o bien –con otra ejemplificación- que al hacer click en PUBLICAR, aparezca el artículo que acabamos de escribir sólo en la sección “Noticias” de nuestro sitio web; y que ese artículo desaparezca automáticamente luego de 10 días de publicado. El lenguaje PHP es el usado en el sistema WordPress y funciona habitualmente extrayendo, procesando y guardando información en base de datos.

Plugins

Son complementos que se instalan en WordPress para agregar funciones que no se incorporan de fábrica; o para modificar o potenciar algunas de las funciones ya incorporadas. Mediante el uso de plugins podés, por ejemplo; transformar el sitio web en multi-idioma; agregar un simple formulario de contacto; instalar un carrito de compras; agregar un sistema de reservas. Una buena combinación de plugins y themes pueden potenciar notablemente tu sitio web.

Propagación de DNS

Es el tiempo que demora en dispersarse por todo el ciberespacio la información de que te has mudado de un servidor de hosting a otro. Pongamos un ejemplo: Cuando te mudas de tu domicilio particular a otro; debes avisarle a todos tus conocidos de tu cambio de domicilio; y es posible que algunos lo registren de inmediato y otros demoren un tiempo más en conocer el cambio. Con la propagación de DNS es lo mismo, pero esta dispersión de información se hace de forma automática; aunque puede tomar hasta 24 horas. Desde que empieza hasta que termina, tu sitio web puede estar funcionando correctamente en algunos lugares del mundo, e incorrectamente en otros. Esto es absolutamente normal.

Themes / Plantillas

Un theme es complemento que se instala en WordPress para cambiarle completamente la apariencia y el diseño. Es una capa de personalización que, al implementarla, puede darla tu sitio web un diseño distinto, para que luzca –por ejemplo- como un periódico online; o con estética orientada a una empresa de ingeniería. Hay que elegir cuidadosamente el theme a usar, porque de ello puede depender la velocidad de carga del sitio, la facilidad al actualizar el contenido; etc. Estos themes se “compran” abonando una licencia de uso; aunque muchos son gratuitos. Una vez comprado e instalado, puede personalizarse haciendo retoques mas o menos grandes (cambiando colores, tipografías, imágenes, etc) para dejarlo según lo que requieran tus necesidades.

WordPress

Es CMS, o Content Management System; o sistema de administración de contenido. En muy resumidas palabras, es un sistema gratuito, prediseñado, que permite montar un sitio web autoadministrable de muy fácil uso. Es uno de los sistemas más potentes y quizás el más usado. Permite –mediante la instalación de plugins y themes- y adaptación de los mismos; ampliar sustancialmente sus funciones y posibilidades. A pesar de ser de simple uso; requiere una correcta administración y un serio seguimiento.